publicidad-adpv-rojo.png

Domingo, 24 de Febrero de 2013

Actualizado12:28:02

Navegas por Blogs Comunicación ¡Expúlsenlos, coño!

¡Expúlsenlos, coño!

Veo un video de un debate en el Parlamento Portugués. Interviene el primer ministro Passos Coelho. Un grupo de personas, desde la tribuna, comienzan a cantar el “Grándola Vila Morena” como forma de protesta.

Passos no descompone ni el gesto ni la mirada. La presidenta del Parlamento anuncia una interrupción de dos minutos.

 

Las notas de “Grándola” enervan. Transmiten la realidad de otro momento,  el bastión popular como medicina y amparo de la libertad. A medida que van desgranando estrofas la emoción sube. Ordenan el desalojo de los que cantan.

No se ve un mal gesto. La policía, los vigilantes, acompañan con muy buenas maneras a los desalojados. Ni el más mínimo golpe, ni empujón.

Passos retoma la palabra. No lamenta la interrupción. Sin ninguna acritud comenta: “Si me tienen que interrumpir, siempre viene bien el buen gusto”.

A uno se le viene a la retina al presidente del Parlamento Español, Jesús Posada. ¡Expúlsenlos! ¡Expúlsenlos, coño! Los manifestantes eran miembros de la PAH, invitados en la tribuna.

Esta es la diferencia.  Un presidente iracundo, maleducado, pila bautismal de la violencia, que es secundado por una policía desalmada, agresiva, rayana en el fascismo gestual.

No hay necesidad de ver más. La derecha española es la más incívica, montaraz y corrupta derecha del mundo. Es una odiosa molécula de privilegiados, meapilas, aprovechados, violentos y ladrones.

Su sentido de la democracia califica a genocidas como “autoritarios”, aborda un monumental caso de corrupción con un “es mentira todo, salvo alguna cosa” y mienten hasta cuando sudan.

Uno siente el “ser español” como una desgracia. La condensación de dos mil años de pillaje, la convergencia del latrocinio y la mala educación. Ningún orgullo por esta raza de “la espada y el saco”.

Un aire, en fin, donde  hasta la historia, repugna. 

Comentarios (1)Add Comment
0
...
escrito por Fernando Martín, febrero 20, 2013
Nuestros políticos se han anclado en la evolución humana. Podríamos decir que no han pasado de los Cro-Magnon (aunque no tengo muy claro si llegan a ese punto o se han quedado antes). Con toda su "cultura y educación esmerada" en buenos colegios. ¡Estos si que dan la imagen España!

Escribir comentario

busy

Última actualización el Miércoles 20 de Febrero de 2013 01:25